Un hombre de 43 años –cuyas iniciales son OAS– comenzará a ser juzgado el próximo martes en Melincué por delitos vinculados a la integridad sexual cometidos en perjuicio de su propia hija menor de edad. Está previsto que los alegatos de apertura de las partes comiencen a las 8:00 en la Oficina de Gestión Judicial (OGJ) de Melincué.

El fiscal que investigó el caso es Matías Merlo, quien ya imputó a OAS por el delito de abuso sexual gravemente ultrajante agravado por el vínculo. En tal sentido, el funcionario del MPA adelantó que solicitará una pena de 10 años de prisión de cumplimiento efectivo.

El juez será Benjamín Révori.

Los hechos

“Para preservar a la víctima, no se difundirá información personal de ella y tampoco se informará la localidad en la que se consumaron los abusos. Sólo diremos que el juicio se llevará a cabo en Melincué porque es donde tiene su sede la Oficina de Gestión Judicial”,aclaró el fiscal Merlo.

En relación a los hechos, Merlo indicó que los abusos se concretaron “en reiteradas oportunidades y casi diariamente, entre 2014 y 2015”. En tal sentido, agregó que “para realizar su conducta ilícita, el imputado siempre se valió de su situación de poder, superioridad y autoridad por ser el padre de la menor”.

Fuente: Oficina de Prensa y Difusión MPA